En el municipio de Arganda del Rey, en el sureste de la Comunidad de Madrid, encontramos Las Lagunas de las Madres, un paraje natural ubicado entre los ríos Jarama y Manzanares.

A pesar de ser una zona degradada en el pasado por una alta actividad industrial, ha sido regenerada y recuperada dando lugar a un enclave natural de alto valor ambiental que además cuenta con valor arqueológico y paleontológico.

Esta zona, llamada antiguamente Las Lagunas, fue explotada desde 1966 hasta 1984 como gravera para la extracción de áridos, y era conocida con el nombre de Gravera de las Madres.

Actualmente, los visitantes que os animéis a pasear por dicho entorno estaréis ante el primer proyecto de recuperación ambiental de graveras realizado en España. Con él se ha querido proteger la fauna y la flora del entorno, al mismo tiempo que sirve como espacio para la formación medioambiental y el uso recreativo. Esta recuperación recibió el premio de la Comisión Europea de Medio Ambiente en el año 1987, y más tarde, en 1995, el Premio J.B por la acertada gestión del parque.

Esta primavera, no dudéis en acercaros a este paraje para pasear por sus diferentes itinerarios señalizados y por sus sendas ecológicas por las que se recorren variados ecosistemas, o participar en charlas, exposiciones y talleres relacionados con el medio ambiente.